¿Por qué es importante el sueño para llevar una vida plena?

Por: Universidad Tecmilenio
October 28 2021

Compartir:  

  
time 3 min

Gabriela Ortiz, Directora de Salud y Bienestar Estudiantil en Universidad Tecmilenio, nos platica durante su participación en Wellbeing 360, acerca de por qué es importante el sueño y  la importancia de este para nuestra calidad de vida.

¿Qué es el sueño?

La Directora en su conferencia “Qué es el sueño” comenta que es muy importante saber que el sueño es uno de los procesos más básicos de la vida, ya que ocupa un tercio del total de la vida humana.

El sueño se relaciona con el sol. Esto es porque estamos “programados” a despertar en el día y dormir en la noche. Curiosamente, en lugares donde hay menos sol durante el invierno, se presentan más trastornos del sueño.

¿Cuáles son los factores que afectan el sueño?

Hay factores internos y externos que afectan el sueño. Los internos son cuestiones que no podemos controlar como la edad, género, cambios emocionales, etcétera.

Por ejemplo, las mujeres necesitan aproximadamente 30 minutos más de sueño que los hombres.

Sin embargo, los factores externos son los que podemos controlar, como nuestra cama, almohada, temperatura, o incluso la iluminación.

En la actualidad, las personas que tienen mala calidad de sueño son más propensas a deterioros cognitivos, demencia y pérdida de la memoria.

 

¿Cuáles son los trastornos del sueño?

Los trastornos de sueño se dividen en disomnias y parasomnias, las primeras siendo las más comunes, que se relacionan con la duración del sueño, mientras que las parasomnias se relacionan con la calidad.

La World Sleep Society ofrece recomendaciones para tener una buena higiene del sueño. Estas incluyen:

  • Establecer un horario y rutina a seguir constantemente

La rutina debe ayudar a nuestro cerebro a saber que debe desactivarse y conciliar el sueño.

  • Evitar siestas

Si vamos a tomar una, evitar que sea de más de 45 minutos.

  • Evitar alimentos estimulantes

Por al menos 4 horas antes de dormir. Estas pueden ser comidas pesadas, picantes y muy endulzadas, bebidas con cafeína, tés, refrescos y bebidas energizantes.

  • Evitar hacer ejercicios intensos 

Un ejemplo son los ejercicios HIIT, aquellos que aumentan y reducen nuestra frecuencia cardiaca, ya que pueden ser contraproducentes.

  • Reducir nuestro tiempo viendo pantallas

Tales como la del celular, televisión o tableta.

  • Hacer lo posible por bloquear cualquier cosa que nos impida dormir. 

Por ejemplo, poner ruidos de bosque o lluvia si es que hay ruido que nos distrae y meditar en caso de que estemos estresados o ansiosos. Es recomendable usar aplicaciones que monitorean nuestro sueño para saber el estado de nuestra calidad de sueño.

  • Ir al médico 

En caso de que después de 3 meses nos sintamos todavía cansados, irritables o con poca retención. Esto sirve para evitar que tengamos un trastorno más marcado.

 

Si quieres conocer un poco más sobre Gabriela Ortiz y con más expertos en temas de Organizaciones Positivas, Educación Positiva, Vida con Propósito, Familias Positivas y Ciudades en Bienestar, te invitamos del 25 al 29 de octubre a seguir las conferencias de Wellbeing 360. Un evento virtual de bienestar organizado por el Instituto de Ciencias del Bienestar y la Felicidad de Universidad Tecmilenio.

Regístrate aquí al Wellbeing 360